“Tener un hijo no deseado sería una tortura”: es brasileña, tiene 20 años y vino a Argentina para realizarse un aborto

La joven viajó a Buenos Aires sin decirle a su familia que se practicaría un aborto. “Cuando encontré este método legal y seguro, fue un alivio”, aseguró.

Sara es brasileña, tiene 20 años y hace unos días se subió a un avión por primera vez en la vida, tras pedirle prestados a su familia 5000 reales (930 dólares). Su destino fue Buenos Aires y su particular motivo fue practicarse un aborto de manera legal luego de que la interrupción voluntaria del embarazo se convirtiera en ley en nuestro país.

” alt=”” aria-hidden=”true” />

La joven fue entrevistada por la cadena Deutsche Welle y contó qué la motivo a tomar esta decisión. “Tener a un hijo no deseado sin las condiciones adecuadas para tenerlo y siendo obligada a hacerlo sería una tortura para mí. Cuando encontré este método legal y seguro, fue un alivio”, aseguró.

En la región el aborto está permitido solamente en Argentina, Uruguay, Cuba, Puerto Rico y algunas regiones de México. En tanto que Brasil solo lo permite en casos de peligro para la vida y salud física o mental de la madre, de violación o de defectos en el feto. Si una mujer interrumpe su embarazo por alguna causa que no sea alguna de estas puede enfrentar una pena de hasta 3 años de cárcel.

“Cuando encontré este método legal y seguro, fue un alivio”

En tanto que a fines de diciembre, cuando Argentina aprobó la ley que permite realizarse un aborto, el presidente Jair Bolsonaro manifestó su rechazo y aseguró que mientras él sea mandatario “nunca será aprobada” ya que “siempre lucharemos para proteger la vida de los inocentes”.

En Argentina el Senado aprobó la ley en la madrugada del 30 de diciembre por un total de 38 votos a favor, 29 en contra y 1 abstención. Unas semanas antes había obtenido media sanción en Diputados, con 131 votos a favor, 117 en contra y 6 abstenciones.

 

Desde la Fundación Más Vida anunciaron que harán una presentación judicial para pedir la inconstitucionalidad de la ley. “Contradicen normativas de orden nacional y constitucional, que reconocen el derecho a la vida desde la concepción”, argumentó su titular Raúl Magnasco.