Marcha atrás en Suárez: ahora afirman que sí van a dejar “un municipio mejor” que el recibido en 2015

Lo afirmaron el intendente Roberto Palacio y la secretaria de Hacienda, contadora Silvana Weimann. La funcionaria había expresado todo lo contrario en una nota anterior con La Nueva.

Dando un giro de 180º respecto de lo expresado apenas unas horas antes, la secretaria de Hacienda municipal, Silvana Weimann, se desdijo y aseguró –durante la conferencia de prensa que brindó junto al intendente Roberto Palacio- que la gestión actual sí dejará un municipio mejor que el que recibió en 2015.

Según este nuevo enfoque, el déficit será menor al recibido porque representa un porcentaje menor del presupuesto, mientras que la planta de trabajadores municipales se redujo en 80 personas.

El intendente Roberto Palacio sostuvo que los números del déficit municipal que está informando el intendente electo Ricardo Moccero son absolutamente erróneos, lo que fue ratificado por Weimann.

“Queremos llevar calma a la población y desmentir dichos no verdaderos que lo único que hacen es llevarle intranquilidad a la gente”, dijo Palacio en referencia a cifras informadas a  los medios de comunicación por el propio Moccero.

“Moccero está diciendo que nosotros faltamos a la verdad, nos están diciendo mentirosos, pero nosotros tenemos números reales y lo esencial es que esta administración va a entregar una municipalidad en mejores condiciones que la que se recibió”, dijo el jefe comunal.

“Actualmente tenemos 80 empleados menos que cuando nos entregaron el municipio en diciembre de 2015; la masa salarial en diciembre de 2015 alcanzaba al 75% del presupuesto y, la actual, el 74%”, señaló el intendente.

“Y lo que se comenta sobre el déficit de un total de 200 o 300 millones en realidad no es verdad”, agregó.

“El déficit que nos dejaron, entre lo informado más las deudas asumidas por leasing, de 24 millones de pesos usados en Neonatología y compra de maquinarias, alcanzó el 11,4 % del presupuesto (de 2015), deudas que debió pagar esta administración en su totalidad. Esto también nos privó de poder comprar maquinarias que estábamos necesitando porque el municipio no tenía más capacidad de endeudamiento”, describió.

Luego la secretaria de Hacienda aclaró que el déficit, si bien faltan cerrar números de noviembre y diciembre, llegaría al 10%; es decir, un punto porcentual menos que el heredado.

“Hemos escuchado decir que la deuda flotante alcanza los 300 millones de pesos, algo absolutamente equivocado porque hoy la deuda flotante alcanza los 32 millones de pesos. Me parece que acá hay algún problemita con los números”, advirtió Silvana Weimann.

Con referencia a la planta de personal, la secretaria de Hacienda recordó que en el acta de transmisión de 2015 dice que “los empleados eran 1.566 menos 19 de asistencias, lo cual da un total de 1.547, mientras que la liquidación del 31 de octubre de este año nos da un neto de 1.467 empleados, exactamente 80 menos que los que recibimos”.