“Cleaning the house”: el curso que hizo Calu Rivero donde pasó cinco días sin comer en la montaña

La actriz Calu Rivero decidió realizar un curso de cinco días en donde estuvo sin comer ni hablar. Enterate de que se trata en está nota.


“Cleaning the house”: el curso que hizo Calu Rivero donde pasó cinco días sin comer en la montaña

En una entrevista que Calu Rivero realizó con el diario La Nación, la actriz contó: “Hace un mes y medio decidí ir a Grecia a un workshop intenso, con la artista serbia Marina Abramovic. Fueron cinco días sin comer, ni hablar y con muchos ejercicios de performance y actuación”. Esté curso en cuestión se llama ” Cleaning the house”, o en castellano “limpiando la casa”, haciendo alusión a la limpieza espiritual que uno realiza del cuerpo y la mente.

El mismo se dicta en la montaña del Peloponeso, en Grecia. Al mismo sol pueden asistir 14 personas. Eso sí, el mismo sale unos dos mil euros. Quien se encargó de desarrollar el curso que realizó Calu Rivero es una de las artistas más transgresoras del mundo, hablamos de Abramovic, que tiene 72 años. Y que en sus performances llegó hasta poner en riesgo de vida.

Uno de los momentos del curso de “Cleaning the house”

En la página del Instituto de Abramovic se explica de que va el curso, el cual sucede varias veces al año. El próximo que se va a dictar va a ser en el mes de mayo del 2020. Cabe destacar que el precio incluye los materiales que se vayan a utilizar en el curso; alojamiento compartido; una comida antes del seminario y otra cuando se finaliza y un desayuno antes de volver a casa, también se cuenta el traslado que hay que hacer hacia la capital griega, Atenas.

Y todos los participantes del seminario tienen que dejar sus celulares, computadoras, relojes y dispositivos electrónicos en una canasta antes de que de inicio el curso. Tampoco se puede hablar, leer o comer. Y es que el objetivo es “traer calma a la mente y el cuerpo”.

En referencia a los diferentes ejercicios que tiene que hacer durante la estadía en la montaña griega, Calu Rivero agregó: “En uno, por ejemplo, trabajamos el contacto visual. Sin reloj ni celular, la idea era perder la sensación de tiempo y espacio mientras nos mirábamos a los ojos con otros participantes. Me acuerdo perfectamente estar mirándonos a los ojos con Marina (que después me dijeron que fueron dos horas) y ahí me ví con el pelo corto, fue clarísimo”. A este curso lo dictan Paula García, Lynsey Paisinger y Billy Zhao, personas muy experimentadas en la materia.

Fuente: La Nación.