Anabel Cherubito: “El feminismo es igualdad”

Así lo expresó la intérprete que está comprometida con las batallas de género y milita la causa junto a sus compañeras del Colectivo Actrices Argentinas. También presentó la nueva temporada de Ser Ellas, la obra que la tendrá sobre las tablas junto a gran elenco

Anabel Cherubito:
La actriz y bailarina Anabel Cherubito transita un gran presente como integrante de Ser Ellas, la obra teatral basada en el encuentro imaginario entre Frida Kahlo, Eva Perón y Simone de Beauvior que este año inicia su quinto año consecutivo sobre las tablas. En diálogo con La Tecla, la artista habló sobre su intimidad cotidiana junto a su hija Simona como también se refirió a su compromiso militante en el Colectivo Actrices Argentinas y el trabajo para este 2020.

-¿Cómo vivís las luchas y conquistas del género femenino?
-Estoy criando a una niña en este mundo machista. Después la deconstrucción propia e intentar la militancia, es decir, hablar con las personas que nos rodean para hacerles entender que hay cosas que ya no van, que están mal. El feminismo es igualdad, que no es lo mismo que el machismo pero al revés, éste propone una desigualdad mientras que el primero todo lo contrario pues supone una igualdad, un equilibrio. En realidad es mucho más profundo porque el feminismo propone un cambio de sistema. Hay que tirar abajo muchas cosas, pero poco a poco. Me crié con una Me crié con una madre feminista que nunca pudo ejercerlo en su hogar. Considero que el ejemplo empieza en casa, entonces lo que ve mi hija, lo que aprendemos con mi compañero, cada uno, ayuda a expandir hacia el alrededor. También con mis compañeras del Colectivo Actrices Argentinas (y de todos los otros) que la luchan en el día a día.

-¿De qué manera transitás tu maternidad?
-Con mucho asombro porque nunca imaginé que iba a ser madre. Así que me sorprendió todo, desde verme embarazada hasta serlo. Fue muy hermoso pues Simona fue buscada. La maternidad no deseada puede ser lo peor. La verdad es que tuve muchos miedos, antes estaba sola y no es lo mismo. Imagino que todo lo que le sucede a los padres y madres, ese amor que sentís por una hija o hijo, lo ves crecer, son grandes maestros. También como actriz porque ellos son un presente puro, lo que hay es lo que está en el momento. Intento educar a mi hija mientras aprendo todos los días, los padres aprendemos en el camino. Estoy disfrutándola muchísimo e intento crear una persona con empatía por los demás, por la naturaleza, por la vida, por todos. Mucho más no se puede hacer, después vuelan como pajarillos y serán, lo que serán.

-¿Continúa el trabajo del Colectivo Actrices Argentinas? -Nunca paramos de trabajar. Tenemos las asambleas, se vota y charla todo entre todas. Seguiremos unidas y organizadas hasta que el aborto legal, seguro y gratuito sea ley. Después veremos. Creo que vamos a seguir con la lucha que, como ya sabemos, aún falta mucho.

-¿Cuáles son los proyectos laborales para el corriente? -Sale al ruedo Ser ellas que es una obra que amo: se trata de un encuentro imaginario entre Frida Kahlo, Simone de Beauvoir y Eva Perón. Trabajo junto a Fabiana García Lago y Ana Celentano bajo la dirección de Adrián Blanco. Empezamos hace cinco años, fue girando y, a medida que pasa el tiempo, se fue resignificando.

– ¿Modificaste hábitos cotidianos por la crisis?
-Los míos fueron nada: fijarse los precios, cuidarse en los gastos diarios. Espero se resuelva primero lo que realmente importa que es que los niños y la gente coman, tengan medicina y un techo digno para vivir.